Nacen las ideas, a veces, como las aguas, a borbotones de lo más profundo de nuestros seres. En otras ocasiones son el producto de la corriente discola y atropellada de la vida; en cualquier caso nos vemos abocados a un destino que no siempre hemos elegido al convertir nuestras ideas en acciones; y es que asi como la corriente de un rio se enfrenta con obstaculos que la desvian de su curso, con frecuncia perdemos de vista nuestra finalidad y la interacción con otros nos conduce unas veces a remansos de complacencia o nos precipita en carrera imparable por los rapidos de la competencia, en pos exito y el reconocimiento o simplemente de la supervivencia diaria. ¿A donde conducen las aguas de nuestros rios?, ¿Al oscuro oceano de la muerte?, sin duda , mas existen otros mares y otros sueños, otros futuros que construir….islas donde tomar un respiro, donde intercambiar ideas y volver al trasiego de la vida con una sana finalidad. Mejorar como humanos.
Islas como esta o la de Icaria o aquella en la que encuentres tu tribu y te concilies contigo mim@.
Angiografía+
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s